Diciembre 11, 2017

banner los altos adidas 11 16

No precisamente por exhibirse en una galería o presentarse en lugares de renombre el hacer arte debe tener más valor que aquel que se hace por llamarlo de alguna manera “Clandestinamente” el artista nace, trae ya impreso ese espíritu, esa sensibilidad, esa armonía o desarmonía que en determinado momento rompe los esquemas de lo perfecto y lo imperfecto.

 

Lo que sucede es que la mayoría de veces al mundo le gusta ponerse vendas en los ojos, ser clasista y creer que somos algo según el puesto que ocupamos y no es así, existe mucha gente que se cree la última coca cola del desierto y juzga a otros cuando en realidad no se percata de su calidad al desarrollar verdaderamente cosas valiosas y termina siendo mucho peor.

 

Pero para hablar si tiene boca. El arte no es bueno o malo. Hacer arte es HACER ARTE. La ciudad actualmente y afortunadamente no cuenta solo con un espacio. Por el contrario cuenta con varios centros culturales independientes que siempre están haciendo algo, cuenta con plazas y espacios públicos donde el artista puede mostrar su talento, porque al final para ser artista lo que debe llevarse es ese fuego en la sangre, esa pasión y ese deseo inevitable de crear.

 

Desde la posición que sea. No me vengan ahora con que para ser artista obligatoriamente debe llevarse puesto un frac. El arte callejero, el arte urbano es una muestra de ese esfuerzo constante, de ese valor y esa verdadera gana de hacer algo. Los malabares no se consiguen de la noche a la mañana. Las técnicas con fuego no se hacen de un día para otro. Entretener en segundos y provocar esa sensación de cambiarle el día a quien maneja conlleva un trabajo. Aguantar sol, frío, muchas veces hambre y mostrar aun así una sonrisa. Eso es también arte. Necesita constancia, exigencia, voluntad.

 

La persona que está en un semáforo no es jamás un pendejo o un X como muchas veces se dice, que está ahí, porque no estudio o porque no consigue trabajo. Muchas veces esas personas están más especializadas y tienen más cultura general para sostener una buena platica que otros que andan por ahí mercadeando con artistas a los cuales ni respetan o queriendo trabarle el pie a otros para quedarse con un puesto municipal, fingiendo que aman el arte cuando en realidad son sencillamente unos hipócritas que no valoran, unos clasistas que con haber ido a la universidad no se les quita lo imbéciles y creen que tienen la solvencia de hacer una elección entre buenos y malos, entre ricos y pobres.

 

Y peor aún, ilusoriamente piensan que tienen la visión para juzgar el trabajo de otros y meterlo dentro de una caja de oro o de cartón. En Quetzaltenango día a día se hacen grandes cosas “clandestinamente” grandes cosas en pequeños espacios y se puede hacer más si tan solo se tiene el respeto y la visión de valorar cada pequeño esfuerzo.

 

El Ornato de la ciudad es cosa aparte, pero todas esas plazas y esos espacios que hoy están shucos, con una buena gestión e intervención bien pueden activarse, lo que hace falta es apoyo, emprendimiento y por sobre todo NO ROBARSE EL PISTO. Ya ve como es más decente el artista del semáforo que con educación pide una moneda.

 

Para ser artista hay que ser artista y ese ser humano siempre es hermano y no tropiezo. Esta nota es por todos esos virtuosos quetzaltecos y del mundo que en verdad hacen un cambio y un movimiento por todos aquellos artistas, rotos, bañados, sucios, arreglados, innovadores, sencillos, orgullosos, que por igual yo respeto. Aquellos que hacen de su arte algo hermoso. Aquellos que siempre merecen más. Soy artista desde los 4, bailo, pinto, modelo, diseño y el arte no tiene diferencias, etnia, condición humana ni color. ¿Por qué escribo? Escribo porque se me da la gana.

Hablar de moda en un país como Guatemala, resulta ser un tema complicado, algunos dirían que si hay moda, otros dirían que no hay moda y a opinión personal diría que en un país tan atemporal como Guatemala se empiezan a ver los primeros avances dentro de conceptos más sofisticados y creativos.

 

Siendo Quetzaltenango la segunda ciudad más importante del país y estando actualmente este tema en varios labios es apropiado entonces decir que un intento de propuesta de moda se llevó a cabo hace ya varios años, con la realización de pasarelas en interiores para mostrar propuestas de diseño a personas con capacidad de compra, generalmente vestidos de noche, elaborados por un empresario quetzalteco, posteriormente a ello, se empezó a abrir una brecha y se invadieron espacios públicos para mostrar moda, modelaje y diseño. Y es entonces cuando desde el año 2008 varios diseñadores y creadores han dado muestras de ideas y conceptos enriquecedores para el arte y la cultura de la ciudad. Es a partir de allí donde empieza a manejarse un concepto más claro de pasarela de modas, fashion show y muestras de modelaje a una pequeña escala, comprendiendo que no somos una capital donde esto sea, arte, negocio y represente una economía productiva.

 

Hay diseñadores trabajando desde el 2008 y antes, hay modelos trabajando desde la misma época, se han realizado actividades en interiores y exteriores desde hace más de diez años, existe una tendencia de mostrar diseño, propuesta, pero lamentablemente el apoyo es escaso.

 

Actualmente está viniendo recurso humano de fuera también a crear proyectos de moda en esta ciudad, claro está que la ciudad tiene muchos atractivos y  la capital del país, en este aspecto ya está siendo manejada por empresas de renombre.

 

Si le llamamos un avance experimental o no, considero que se pueden hacer muchas cosas, siempre partiendo de entender que los inicios de esto ya se dieron muchos años atrás con personas puramente quetzaltecas.

 

No es novedad entonces encontrarnos en la ciudad con varios eventos de esta índole al año y esperar que año con año sucedan más, que diseñadores del interior del país vengan a Xela a participar en alguna actividad.

 

El punto verdadero es ¿cuánto tiempo va a durar esta tendencia que inició desde hace más de una década? ¿Qué otras propuestas habrán? ¿Los diseñadores quetzaltecos generarán una agenda de actividades?, ¿Es una fiebre, una tendencia a seguir, o un proceso real que puede llegar a concretarse como normalmente se hace en las grandes ciudades pero a menor escala?

 

No dudo que la ciudad pinte para que muchos vengan, no dudo que los diseñadores quetzaltecos hayan trabajado para crear este tipo de opciones y oportunidades, pero por cuanto tiempo ¿De aquí a que la innovación pase, o verdaderamente para lograr en conjunto algo valioso, que dé muestras que somos una ciudad fashion y promueva el talento que existe en el país?

Con una trayectoria de más de 20 años el cantautor Guatemalteco Jorge Barrera nos da una muestra de cómo lo sueños se alcanzan realizando un trabajo de excelente calidad, un trabajo positivo y sobre todo perseverante y es que ver a un artista en la rama que sea es fácil, mucho más fácil es decir es artista, pero analizar y valorar en verdad lo que este trabajo conlleva y más en un país como Guatemala, requiere de un especial coraje, no digamos el llevarlo a cabo.

 

Este es un país donde la mayoría de veces las puertas se cierran, donde buscar y encontrar medios para desenvolverse y darse a conocer es difícil, ser artista en Guatemala es picar piedra día tras día tras día, sabiendo que los frutos no llegarán pronto.

 

Sin embargo Jorge es una muestra de que cuando se ama lo que se hace siempre se avanza. Cuando pienso en Jorge camino hacia atrás unos años y recuerdo esa canción que puso a suspirar a muchos, “Te Voy a Dejar de Querer”, después de tararearla un poquito pienso ¿Cuándo alguien como Jorge va a dejar de querer algo?, la respuesta que viene a continuación a mi mente es corta y se encierra en una sola palabra, JAMÁS, Jorge Jamás deja de querer algo, la prueba es que después de más 20 años de carrera artística este 2017 nos sorprende con un nuevo disco, un disco que nos muestra a un Jorge infinitamente profesional, más maduro, un Jorge honesto y romántico, Te Amo Aunque No Me Ames, un trabajo con el cual firma como compositor con Televisa Music Publishing quienes esperan trabajar con sus canciones, promocionarlo y promoverlo de una mejor manera internacionalmente.

 

El disco se dará a conocer próximamente en la ciudad capital y para quienes ya hemos tenido la oportunidad de escucharlo podemos decir que es un trabajo que verdaderamente muestra la calidad de un artista Guatemalteco que jamás ha dejado de amar lo que hace.

 

Jorge es hoy una muestra para todos los guatemaltecos que desean alcanzar sus sueños, Jorge nos demuestra que todo puede lograrse si jamás nos soltamos de lo que verdaderamente queremos.

 

La voz dulce de Jorge Barrera y su sencillez, brillan armoniosamente para conquistar corazones como siempre lo ha hecho este séptimo mes del 2017.

La moda se caracteriza por sus propuestas de temporada a las que llamamos “tendencias” cada año las capitales de la moda se visten de gala para mostrar al mundo sus propuestas, la paleta de color, texturas y estampados como también fusiones innovadoras entre corte y diseño.

 

Conocido es ya que las temporadas se dividen en Otoño – Invierno (Fall – Winter) y Primavera – Verano (Spring – Summer) y el año en el cual se viven, hemos avanzado tanto a nivel diseño que hoy en día se produce moda en 3D.

 

Los meses del año pasan y estamos a la espera del Otoño – Invierno que para muchos es la temporada favorita; nosotros que estamos ubicados en un punto del globo donde suele decirse que la moda es atemporal muchas veces conocemos atrasadas las propuestas o cuesta un poco encontrarlas en la tienda, así que hablaremos un poco de los que está pasando esta Primavera – Verano y lo que puede llegar a pasar en el tan esperado Otoño – Invierno.

 

PRIMAVERA VERANO

PRIMAVERA - VERANO

 

Iniciaremos en esta nota hablando de la paleta de color para ambas temporadas.

 

Para la temporada de sol y flores tenemos entonces 10 colores que se inspiran en la naturaleza proponiendo una paleta que va desde los tonos más vivos y brillantes hasta las tonalidades más terrosas, tonos como el Primrose Yellow, el Halzenut y el Greenery, hasta un tono Rojo Flame o un Azul Niagara, y es así como la moda demuestra que después de tanta innovación es momento de volver a lo tradicional y dejarnos cautivar por lo más sencillo que en su pureza resulta lo más bello y esta tendencia cromática es el reflejo de ello.

 

pantone color swatches palette fashion color report fall 2017 london

 

pantone color swatches palette fashion color report fall 2017 new york

 

Y bien tras anunciar que el color Greenery sería el color que marcaría las tendencias del 2017, Pantone ha publicado el informe del color para el Otoño – Invierno, coincidiendo con el final de la semana de la moda de New York y la semana de la moda de Londres.

 

Esta vez se proponen 10 colores por ciudad creando así una paleta de color para cada una, en la paleta de color de New York destaca el Grenadine como un rojo potente, evocador y dinámico que junto al Autumn Maple el color del otoño por excelencia aporta un tono rojizo que hace que las tendencias de color para el Otoño se inclinen hacía la calidez.

 

Sin embargo en la lista se incluyen tonos más fríos como el Golden Lime, el tono Marina o el Neutral Gray, en cuanto a Londres un Royal Lilac, el LemonCurry y el Blue Bell.

 

Todas combinaciones atractivas que crean una inusual dicotomía de color.

A todas las puntas pérdidas o escondidas, las puntas no conquistadas y las vivas, descubrirnos y encontrar en la palabra el privilegio mismo de quien la inventa, de quien intenta dejar caer en ella, el peso de las culpas, de los males, de la ausencia, o bajo la lluvia una tarde recorre los torrentes que llevan a los amores, regresando a su sitio, perdiéndose en una orilla, aferrándose a alguna maleza, buscando de esta manera que nos lleve el viento para después llover en pensamientos, emociones, de aquel que teniendo nada se vuelve eterno.

 

De aquel arrepentido, amante de la madrugada, con la daga en el pecho, prisionero a petición, prisionero a decisión, prisionero convencido, peleándole los parpados al sueño.

 

De aquel que regresa tarde a casa y en su caminar se acompaña de algún perro, somos la palabra, un instante que abriga paisajes en la memoria y esos paisajes compartimos, esas montañas, esos cuartos fríos, nos colgamos de la columna del mundo y repetimos con insistencia que una palabra viva elimina los miedos, la tortura y la muerte, una palabra fuerte convencida de su existencia es la gota de luz que después de todo, de tanto, crea una historia diferente.

 

El poder de romper el silencio, de quebrarlo entre sollozos, el poder de mordernos los labios con aquellas impronunciables, las que escondemos.

 

Caminar entendiendo que no somos sencillamente carne, caminar acompañados, siempre acompañados, con flores en la garganta, canto universal que en un pequeño murmullo se desata.

 

Acompañados de un nombre, de un espacio, donde insistir, entender que somos, que eres, que entrelazando los dedos rompemos el silencio.

 

El poder de la palabra ¿Con la palabra de quién? De todos, traspasando las notas en una voz que brilla, la palabra de todos en una voz, en muchas voces e infinitas almas.

 

Ser palabra bella, palabra herida, palabra rota, convencida, rebelde, amorosa, palabra de paz, que no se detiene.

Página 1 de 3